08 enero 2008

This is England

Hacía mucho tiempo que un estreno en la cartelera no nos motivaba lo suficiente como para juntarnos para ir al cine así que el pasado sábado nos acercamos animosos a ver This Is England y la verdad es que nos encantó.

La trama central versa sobre la llegada a la adolescencia y sus ritos iniciaticos , el sentido de pertenencia a un grupo, la búsqueda de referentes vitales... de un chaval de 12 años de clase trabajadora en la Inglaterra de la era Thatcher. La historia podría transcurrir en cualquier lugar y entorno pero lo interesante es que sucede en el ambiente skinhead de comienzos de los 80 entre paro, inmigración, música jamaicana y el auge del National Front.

Más que una apología de lo skinhead se trata de una película de realismo social de esas que los británicos saben hacer tan bien, como por ejemplo Ken Loach en Riff-Raff o la exitosa Billy Elliot. La historia es sencilla pero muy bien llevada y la ambientación simplemente perfecta. Las referencias al film Quadrophenia son evidentes en algunos momentos (empezando por el cartel, pasando por la decepción con el Bellboy de turno, y terminando por el final de la película) pero no forzadas. Es una película de presupuesto mucho más modesto y con menos pretensiones que Quad pero con personajes mejor definidos y es más fácilmente comprensible por el público en general .

Es inevitable disfrutar con la banda sonora (Toots & the Maytals, the Specials, the Upsetters, Percy Sledge…) y con el amplio muestrario de Dr. Martens, Ben Shermans, Harringtons, Fred Perrys... pero sobre todo con la atmósfera de autenticidad y realismo durante todo el film. Totalmente recomendable.

1 comentario:

bmg dijo...

Está curioso el que en el momento en que los skins se dirigen a la reunión de radicales de derecha en coche, la música que suena es oi, quizá quería dar a entender el director que los skins ultras eran los más afines a ese tipo de música.