14 septiembre 2010

Segunda Mano

Esta entrada de hoy quiere servir como forma de protestar contra algunas de las actitudes del Ayuntamiento de Getxo, pueblo en el que tiene su sede el Azkorri Scooter Club.

Como en otras ocasiones, desde ese Ayuntamiento no se entienden correctamente las iniciativas ciudadanas para hacer de nuestro pueblo algo más humano y participativo.

Un ejemplo; varios miembros de este scooter club estamos interesados en impulsar de alguna manera un pequeño mercadillo de objetos y prendas de ropa usadas en la zona del Puerto Viejo de nuestro pueblo. Pues bien, tras ponernos en contacto con el Ayuntamiento para coordinar la forma de hacerlo, se nos contestó que "la venta ambulante está prohibida en nuestro pueblo". Resumiendo, amparándose en un artículo de alguna normativa municipal (que desde nuestro punto de vista no es aplicable) no se nos permite continuar con la idea.

Podrían aprender del Ayuntamiento de San Sebastián, donde hemos estado este fin de semana y que auspicia la celebración de un mercadillo mensual en la Plaza Easo de la capital guipuzcoana. El mercadillo se conoce como DONOSTITRUK.
Según declaran en la propia web del DONOSTITRUK:

Donostitruk es un mercado de segunda mano organizado por el Ayuntamiento de San Sebastián. Sus objetivos principales son facilitar a la ciudadanía la posibilidad de practicar la reutilización de objetos usados, potenciar la filosofía y la práctica de la reutilización y la prevención de los residuos, así como prestigiar los mercados de segunda mano.

Como decíamos, este fin de semana visitamos esa ciudad y disfrutamos de una preciosa mañana de sábado en la Plaza Easo, de puesto en puesto. El ambiente era fenomenal. En un precioso entorno, en una plaza del barrio de Amara Viejo, gente de toda procedencia y estilo había montado sus puestos de ropa usada, de discos, de libros ya leídos, de objetos de mil procedencias, y todos ellos sin ánimo de enriquecerse. Simplemente, como una manerar de impulsar el reciclaje, de dar salida a objetos que de otra manera acabarían en la basura, o, simplemente, como forma de realizar una actividad difenente en un espacio diferente, de dar vida a su barrio o a su ciudad.
Entre todos los puestos, nosotros teníamos predilección por dos, ambos regentados por buenas amigas y amigos.

Hicimos buenas compras a precios increibles, pero eso no era lo importante. Lo mejor fue el ambiente que se respiraba de amistad, de solidaridad, de alegría, y de participación ciudadana.

Esperemos que nuestros ediles aprendan de los que tienen en pueblos y ciudades cercanos.

6 comentarios:

Petit Bonbon* dijo...

¡¡Hola!!
Que grata sorpresa verte como seguidor de mi blog,¡gracias Ander!
¿Cómo va todo?¿La vuelta a casa?
Aún sigo con los Big Boss Man en la cabeza...¡¡Menuda pasada!!

Ahora retomando el tema de la entrada,tendría que ser una actividad que se realizara en bastantes ciudades (ya ni hablo de totalidad).Aquí no tengo conocimiento de que haya nada parecido,pero tengo que informarme,se disfruta,se habla,se intercambia;perfecto.

Nuestra foto de "haciendo algo",jajaja,otra sorpresa.

Abrazos y besos para los dos,espero veros pronto,de nuevo un placer :)

Ander Azkorri SC dijo...

Hola Lucía!! Me habló de tu blog mi informante particular... Es una chulada todo lo que haces y, aunque no lo creas, ya había visitado tu página (a través de otros blogs modernistas). ¿Sabes que Big Boss Man no le gustó a mucha gente? Yo flipé también (creo que se notó) porque me recordba a grupos indies de mi juventud (sonido Manchester). También fue un placer conocerte. Espero que coincidamos más en el futuro. Ander.

Getxo dijo...

El ayuntamiento debería poner sus ojos en ciudades como Londres, uno de cuyos principales atractivos es la existencia de decenas de mercadillos populares en los distintos barrios de la ciudad que no hacen sino atraer cientos de personas a los barrios y así mover los dineros y dar vida a sus calles.
De todas formas y ante el inmovilismo de los que nos gobiernan creo que deberíamos pasar a la acción y montar sin permiso alguno un mercadillo y si hay que pasar unas horas en calabozo pues a toda honra, solo actuando conseguiremos resultados positivos para con nuestro entorno. Vamos poniendo fecha...?

Rock Negra dijo...

El sonido fue una porca mignotta, oye...

El mercadillo está genial si uno tiene paciencia para estar allí nada más y menos que ¡¡5 horas (aprox.) en la misma postura!! Todo el mérito es de Lucía.

Nos vemos en la próxima, chicos.

Ander Azkorri SC dijo...

Para "Getxo", ya sabes que estoy de acuerdo contigo. En lo de pasar la noche en el calabozo también, bribón. Y en poner fecha también, pero no debería ser ningún primer sábado de mes (mercadillo de la calle Dos de Mayo de Bilbao), ni el segundo sábado de cada mes, que es cuando se celebra en Donosti.

Para "Rock", gracias por el gran sábado que nos hicisteis pasar Naiara, Lucía, Ainhoa, Javi, el otro Javi, y tú(primero en el mercadillo y luego en Hondarribi). Nos vemos!!.

Petit Bonbon* dijo...

¡¡Hola de nuevo!!

Muchísimas gracias Ander,me alegro de que te guste lo que hago;lástima que tenga tan abandonado el blog,a ver si me pongo a darle al coco y lo retomo.

Pues si decidís hacer el mercadillo aun desafiando la ley,no dudeis en avisar,que se intentará ir a haceros una visita,aunque haya que prolongarla hasta el calabozo.

Gracias a todos por ese magnífico sábado,por supuestísimo ^^
(Y Andrea,de mérito mío nada,eso sí,me lo pasé genial con nuestras vecinas de mesa,jaja).

Un abrazo Ander,cuídate :)